Educación: el impacto del 5G en la enseñanza

Ericsson acelera la educación ciudadana con 5G

Ericsson acelera la educación ciudadana con 5G

4 claves del 5G para ayudar a los docentes a que la educación a distancia sea más efectiva

  1. No toda la educación puede ser virtual, pero lo virtual puede abrir nuevas puertas

El aspecto social de la educación se ve afectado cuando se aprende de forma remota, y ciertas experiencias prácticas no se pueden enseñar a través de una pantalla.

Sin embargo, lo contrario también es cierto: hay cosas que los educadores pueden hacer a través del aprendizaje remoto que nunca podrían haber hecho en un aula, especialmente cuando no tienen conexiones a Internet por cable y funcionan con 5G.

Más crowdsourcing y “enjambre social” pueden ayudar a satisfacer esa necesidad social en el aprendizaje remoto.

El aprendizaje remoto también puede introducir nuevas experiencias educativas.

Por ejemplo, mediante el uso de recorrido de realidad virtual

  1. Internet móvil puede llenar los vacíos en áreas sin cobertura de banda ancha fija

Mientras pensamos en la infraestructura necesaria para ejecutar un programa de aprendizaje remoto sin problemas debemos preguntarnos ¿qué pasa con algunas de las áreas que actualmente no tienen los niveles de ancho de banda requeridos para transmitir en vivo la clase de un docente o ver un video?

Muchos de esos niños que se encuentran en áreas no conectadas y, sin un acceso confiable a Internet, pueden sufrir la brecha digital.

El servicio inalámbrico es más rápido de implementar que el Internet tradicional por cable o por fibra.

En Ericsson, mantenemos el compromiso de garantizar que la conectividad pueda permitir el aprendizaje en todo el mundo. La  iniciativa Giga , lanzada en 2019, liderada por  UNICEF  y la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), tiene como objetivo conectar todas las escuelas del mundo a Internet.

Ericsson proporciona capacidad de ingeniería y ciencia de datos para acelerar el mapeo de conectividad escolar, trabajando en última instancia hacia un futuro en el que cada niño tenga acceso a oportunidades de aprendizaje digital.

  1. La geografía ya no es una barrera con el aprendizaje remoto

En los niveles superiores de educación, el aprendizaje remoto habilitado para 5G potenciará la idea de que se puede aprender en cualquier lugar y en cualquier momento.

Lo que estos estudiantes estén aprendiendo también cambiará. Este es un movimiento que ya estaba en marcha, pero que está siendo acelerado por el entorno COVID-19.

 El futuro de la Educación

Habrá un resurgimiento de los nuevos oficios, como la impresión 3D, los técnicos robóticos y la inteligencia artificial. El 5G jugará un papel importante en la aplicación de estos campos y también en la forma en que se enseñan. En particular, la IA se ha presentado como una herramienta para ayudarnos a hacer frente a la pandemia, o incluso a ponerle fin, pero solo si las personas comprenden plenamente qué es la tecnología.

  1. 5G puede ser la infraestructura para nuestra nueva educación normal

La tecnología celular y el IoT han permitido que la educación continúe, sirviendo como tejido conectivo, brindando confiabilidad a áreas donde las conexiones por cable fijas no siempre están disponibles. A medida que los estudiantes, padres y educadores se adapten a esta nueva normalidad del aprendizaje remoto, el 5G, en particular, puede ofrecer un nuevo significado, uniendo a los estudiantes con voces expertas y experiencias únicas de todo el mundo.

Los programas de educación contemplan los aspectos centrales de la integración de los ciudadanos en la Economía del Conocimiento.

La capilaridad de la comunicación va a permitir llegar a más alumnos, con herramientas más poderosas, que sean capaces de crear instancias educativas que generen equidad en la sociedad.

La singularidad de los individuos, ya no va a depender de su geoclocalización.

Por Marcelo Lozano – General Publisher IT Connect Latam

88 / 100