Redacción 18 junio, 2019
Apagón masivo en Argentina 50 millones de habitantes sin luz

Un apagón masivo dejó a decenas de millones de personas sin electricidad en Argentina, Uruguay, Paraguay y partes de Chile y el sur de Brasil el domingo.

El presidente Mauricio Macri calificó al apagón masivo como una falla «sin precedentes» en la red eléctrica interconectada de los países.

El impacto fue particularmente frustrante en la recesión que afectó a Argentina porque el domingo era el Día del Padre y se esperaban buenas actividades de transporte y consumo.

Las autoridades trabajaban para restablecer la energía tas el apagón masivo, y por la noche, la electricidad había regresado al 98% de Argentina.

El poder también se había devuelto a la mayoría de los 3,5 millones de habitantes de Uruguay, según la empresa de electricidad administrada por el gobierno local, UTE, así como a las personas en Paraguay, país mediterráneo. Igualmente con algunas zonas en Chile.

Mercosur está formado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, con Chile como miembro asociado.

Las redes eléctricas en los países están estrechamente integradas y conectadas a varias represas enormes, Yaciretá, Salto Grande, Chocón, Itaipu.

La población total afectada por el apagón se estimó en unos 50 millones: 44 millones de argentinos, 3,5 millones de uruguayos y el resto entre los otros tres países.

La madrugada del domingo, los votantes argentinos se vieron obligados a emitir su voto por la luz de los teléfonos celulares en las elecciones de gobernador, por culpa del apagón masivo.

Se detuvo el transporte público, se cerraron las tiendas y se instó a los pacientes que dependían del equipo médico del hogar a ir a los hospitales con generadores.

En algunas ciudades, el sistema de agua también se detuvo, al igual que la mayoría de las estaciones de gasolina, teléfonos e internet.

Apagón Masivo, otro punto oscuro de 2019 1

«Este es un caso sin precedentes que será investigado a fondo», dijo el presidente argentino, Mauricio Macri, en Twitter.

En toda la ciudad de Buenos Aires como en el resto del país, pudo comprobarse la falta total y absoluta de un plan de contingencia para hacer frente a este tipo de fallas catastróficas de infraestructura crítica nacional.

Si esta falla hubiese ocurrido en día viernes entre las 17 y las 19 horas, estaríamos hablando de una catástrofe.

«Este es un evento extraordinario que nunca debería haber ocurrido», dijo el secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, en una conferencia de prensa. «Es muy serio».

Parecería que el Señor secretario, nunca fue consciente de que un ataque cibernético está a la vuelta de la esquina, inclusive con infraestructura del propio gobierno, como es el caso de las luminarias de la ciudad de Buenos Aires que están conectadas en una mesh fenomenal con 7 canales de comunicación.

La red eléctrica de Argentina es generalmente conocida por estar en mal estado, con subestaciones y cables que no se actualizaron lo suficiente, ya que las tasas de energía se mantuvieron en gran parte congeladas durante los años de las administraciones de Kirchner.

Lopetegui dijo que el apagón ocurrió alrededor de las 7 am hora local cuando colapsó un sistema clave de interconexión argentino.

A media tarde, casi la mitad de los 44 millones de argentinos todavía estaban en la oscuridad.

Un experto argentino en energía independiente dijo que los errores sistémicos operacionales y de diseño desempeñaron un papel en el colapso de la red eléctrica.

«Una falla localizada como la que ocurrió debe ser aislada por el mismo sistema», dijo Raúl Bertero, presidente del Centro para el Estudio de la Actividad Reguladora de la Energía en Argentina. «El problema es conocido y la tecnología y los estudios (existen) para evitarlo».

La compañía energética argentina Edesur dijo en Twitter que el fallo se originó en un punto de transmisión de electricidad entre las centrales eléctricas en la represa Yacyretá del país y Salto Grande en el noreste del país.

La energética uruguaya UTE dijo que una falla en el sistema argentino cortó la energía en todo Uruguay en un momento y gran parte de Argentina.

La compañía dijo que la mayoría de las ciudades costeras uruguayas, incluida la capital, Montevideo, recuperaron el servicio a primera hora de la tarde y atribuyeron el colapso a una «falla en la red argentina».

El secretario de energía de Argentina dijo que el poder falló a las 7:07 am. Sólo la provincia más al sur de Tierra del Fuego no se vio afectada.

«La causa todavía está bajo investigación», dijo la secretaría de energía para un problema que no estaba previsto, y para el cual no contaban con un plan de recovery adecuado.

En Paraguay, también se cortó el poder en las comunidades rurales del sur, cerca de la frontera con Argentina.

La Administración Nacional de Energía del país dijo que el servicio se restableció por la tarde redirigiendo la energía de la central hidroeléctrica de Itaipú, que el país comparte con el vecino Brasil.

En Argentina, solo la provincia más al sur de Tierra del Fuego no se vio afectada por la interrupción porque no está conectada a la red eléctrica principal.

El sur de Brasil y los funcionarios chilenos dijeron que sus países rápidamente habían logrado reducir los efectos y que el apagón pasó casi desapercibido.

Desde que asumió el cargo, el presidente de Argentina, Mauricio Macri, dijo que se necesitaban medidas de austeridad graduales para reactivar la economía en dificultades del país.

Redujo la burocracia y trató de reducir el déficit presupuestario del gobierno ordenando recortes de empleos y reduciendo los subsidios a los servicios públicos, que sostuvo que era necesario para recuperar los ingresos perdidos debido a una mala gestión del sector eléctrico durante años.

Era lógico actualizar el cuadro tarifario, tal vez era demasiado pronto para bajar los subsidios, sin modernizar la infraestructura preexistente.

No tiene lógica una economía en crecimiento con infraestructura que no tiene la capacidad de dar soporte.

A la luz de los hechos, parece que el sector energético es un problema al cual el gobierno no supo, no pudo, ni imaginó como generenciarlo correctamente.

Desde el sector tecnológico apelamos a las autoridades nacionales de la región, para que tomen debida atención, de las amenazas existentes, la cibercriminal y la ciberterrorista es una bien concreta, como para seguir ignorándola.

Informe CAMESA de última hora

El sistema interconectado estaba operando, desde el 18 de abril del corriente, con una línea de 500 kV (Colonia Elía –Nueva Campana) fuera de servicio por reubicación de una torre en el cruce del río Paraná Guazú.

Esta línea es una de las que lleva energía desde las centrales de Yacyretá y Salto Grande hacia Buenos Aires.
A las 07:06 del día domingo 16 de junio, se produjo un cortocircuito en la línea de 500 kV (Colonia Elía – Belgrano), paralela a la citada.

Simultáneamente, y por causas que están investigando, desenganchó la línea de 500 kV (Mercedes-Colonia Elía).

Si bien estando la línea (Colonia Elía-Nueva Campana) indisponible el sistema está preparado para soportar el desenganche de otra línea de 500 kV, en este caso desengancharon 2 líneas simultáneamente.

Este debilitamiento anormal de la red de transmisión posiblemente desestabilizó las centrales de Yacyretá y Salto Grande y se perdieron sus aportes (alrededor de 3700 MW).

Aun así, el sistema estaba preparado para despejar automáticamente una demanda similar a la generación perdida y restablecer casi instantáneamente el equilibrio.

Se está investigando si los cortes automáticos, que tienen todas las empresas distribuidoras y grandes usuarios, actuaron correctamente.

Aparentemente, en ese proceso transitorio, desengancharon otros generadores adicionales (entre ellos la central nuclear de Embalse) y todo el sistema quedó con un déficit de generación tal que lo llevó al colapso

 

 

 

Por Marcelo Lozano – General Publisher IT Connect Latam

 

Notas Relacionadas

Macri preanuncia otro gran error tecnológico para 2019, en un reportaje

Ley de ciberseguridad: excusa gubernamental para censurar en 2019

 

 

Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo,Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo,Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo,

 

Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo,

 

Apagón Masivo, Apagón Masivo, Apagón Masivo,

A %d blogueros les gusta esto: